Grúa eleva personas Kivi

SKU: KPL100 Categorías: ,

El KPL100 es la nueva grúa levanta personas que permite la transferencia del pasajero de la silla de ruedas al vehículo y al revés, permitiendo al usuario entrar y/o salir del vehículo sin dificultades.

El dispositivo se puede instalar en vehículos de 3 o 5 puertas, tanto a la derecha como a la izquierda, teniendo en cuenta que el desnivel entre el asiento del vehículo y el de la silla (incluido el eventual cojín) no supere los 50 cm. Este sistema se compone de un soporte (fijo o extraíble), de un brazo articulado, de un arnés (disponible en las tallas S, M, L) y de un panel de mandos.

Es ideal para diferentes vehículos y se puede instalar (siempre por un taller oficial autorizado) en casi cualquier vehículo indiferentemente de las puertas que tenga, se suele instalar en la puerta de copiloto para una facilidad en el acceso del vehículo.

Utilizar el K-PL100 es muy simple: Después de acercar la persona en silla de ruedas al vehículo, el acompañanante  posicionará el arnés entre la espalda y el respaldo de la silla y hará deslizar las dos extremidades inferiores bajo las piernas y las superiores bajo las axilas. Después de esto, enganchará los 4 extremos del arnés a los pernos presentes en el brazo del elevador. El movimiento de subida y bajada está regulado por un mando, mientras que el movimiento lateral es manual.

  • Si se utiliza con un soporte extraíble, la instalación del sistema no necesita ninguna intervención sobre la carrocería o el habitáculo del vehículo, porque se posiciona en las bisagras originales de la puerta. El brazo articulado con el arnés para elevar a la persona simplemente se engancha a los dos pernos que se encuentran en el soporte mismo. Por esta misma razón la venta del vehículo es posible en cualquier momento, sin efectuar intervenciones para volver a sus condiciones originales.
  • Si se utiliza con un soporte extraíble, el soporte y la grúa se pueden desmontar fácilmente y poner en el maletero durante del viaje o cuando no utilizados. Si, por el contrario, la gura se utiliza con un soporte fijo, solo la gura se podrá desmontar cuando no utilizada, mientras que el soporte se queda siempre en el vehículo. El peso de la grúa es de solo 13.5 kg.

Distintamente, para los vehículos altos de piso como por ejemplo  monovolúmenes, todoterrenos y vehículos comerciales, Kivi propone la grúa levanta personas K-PPL100 “Combi”. El dispositivo consta de una columna parecida a la tabla de transferencia eléctrica (puesta cerca del pilar lado conductor o bien lado copiloto, según las necesidades), un soporte extraíble, un brazo articulado, un arnés y, según sus necesidades, un interruptor o bien un telecomando. Su funcionamiento es todo parecido al K-PL100.

Ambas las grúas se pueden utilizar como levanta personas en casa o al exterior, junto a un soporte de pared o un soporte móvil. En el primer caso, el brazo articulado de la grúa se instala en un soporte que a su vez se fija a la altura deseada y en el lugar donde se utilizará el mando. En el segundo caso, por el contrario, el brazo de la grúa se instala en un soporte particular equipado con ruedas que permite su uso en cualquier lugar. Si no se utiliza, el soporte se puede desmontar y guardar en apenas 97 cm de largura.